martes, 17 de julio de 2012

SUELOS DE MADERA

Un truco sencillo para limpiar de forma ecológica y sin hacer grandes gastos.


Para limpiar los suelos de madera podemos utilizar agua caliente con un chorro de vinagre. Esto hará que la suciedad desaparezca y dará muchísimo brillo al suelo.


El parquet de madera clara puede ser lavado con agua caliente y lejía (8 cucharadas soperas por cada litro de agua) y enjuagarlo con agua y amoníaco (una cucharadita por litro de agua). Además conseguirás mantener el tono claro de la madera.


Para eliminar manchas de grasa, cúbrelas con una espesa capa de ceniza caliente y déjala reposar un día antes de quitarla. Frota después las aureolas con bencina de origen mineral.


Para arreglar pequeños arañazos debido al uso continuado, haz una masa con aceite de oliva y pasta de dientes. Aplícala y frota después con un paño para alisar.


Evigta que el parquet chirríe poniendo talco en las juntas. Procede minuciosamente y asegúrate de que el parquet está perfectamente seco.


No enceres nunca el parquet donde encima vas a poner una alfombra. Además de peligroso, engrasarás la alfombra.


Pruébalo y me cuentas ... notarás enseguida el cambio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario