sábado, 16 de junio de 2012

FUENTE / BANDEJA

Para enfriar rápidamente una fuente, ponla dentro de un recipiente lleno de agua fría muy salada.

Las fuentes de porcelana son muy prácticas ya que puedes llevarlas directamente a la mesa recién sacadas del horno. No obstante, su color tiende a oscurecerse con bastante facilidad. Evítalo dandole un baño de una o dos horas en agua con un poco de bórax.

Si por equivocación has dejado una fuente demasiado caliente encima de un mueble de madera, podrás suprimir la marca que deja. Mezcla ceniza de cigarrillo con un poco de bencina y frota la marca con un tapón de corcho. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario