viernes, 20 de abril de 2012

AJO

Hay quién no le gusta nada el ajo. La verdad es que últimamente casi que te miran mal ... pues lo cierto es que .....


 ¡¡¡¡ A MI ME ENCANTA !!!!


De todas maneras hay que evitar que toda nuestra cocina huela sistemáticamente a ajo. Es un detalle bonito quitar el ajo del aceite una vez lo hayas dorado. Para que te sea fácil la operación puedes probar de poner el ajo en lonchas en un palillo (mondadientes)


¿Sabías que se digiere mejor si lo picas o lo cortas en finas lochas?


Comer perejil crudo, beber licor de menta y/o mascar unos granos de café, son soluciones prácticas para evitar el mal aliento que sigue a la ingestión de ajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario